Offshore oil rig

La industria marítima viene con muchos peligros inherentes. Con frecuencia se requiere que los trabajadores que trabajen en plataformas de elevación, plataformas de perforación, varios tipos de plataformas flotantes y barcos de perforación, todos los cuales son piezas cruciales del equipo para el proceso de extracción de petróleo y gas de depósitos minerales.

Salir a estas áreas de trabajo generalmente se realiza con el uso de canastas de personal, que pueden estar unidas a grúas grandes u otros equipos. Los trabajadores que serán transportados al lugar de trabajo se cargan en la estructura redonda de la canasta, que luego se eleva a la cubierta principal de la plataforma donde trabajará la tripulación. En algunas variaciones, los trabajadores pueden quedar atados a los asientos de cubeta durante el proceso de transporte.

El proceso de transporte personal a estos sitios de trabajo puede ser peligroso y se considera un esfuerzo de alto riesgo. Es posible que ocurran accidentes que pueden provocar lesiones graves o la muerte. Si está involucrado en tal accidente, es importante que ejerza su derecho a una indemnización.

Los peligros de transportes en canastas de personal

Cuando se producen lesiones durante la transferencia en la canasta de personal, generalmente se debe a una de las siguientes causas:

  • Condiciones inseguras en el mar: los protocolos de seguridad dictan que la transporte de la canasta solo debe ocurrir cuando los mares están lo suficientemente tranquilos como para hacerlo de manera segura. Si el mar está agitado, las empresas deben parar los transportes de canasta hasta que las condiciones sean más seguras.

  • Vientos fuertes: si soplan vientos fuertes, el viaje de la canasta se vuelve mucho más complicada e insegura. Los vientos fuertes pueden hacer que la canasta o la grúa se muevan, lo que hace perder la precisión del transporte y la hace más peligrosa.

  • Error humano: los operadores de grúas deben pasar por una capacitación significativa antes de que se les permita realizar los procedimientos de transferencia de la canasta. Si el operador de la grúa baja la canasta demasiado rápido, mueve la canasta en la dirección incorrecta o comete cualquier otro tipo de error durante el proceso, podrían causar lesiones a los trabajadores en la canasta.

Precauciones de seguridad y demandas

Cualquier persona que opere la grúa debe estar certificada en uso para transportar a personas en la canasta hacia y desde el equipo. Además, se deben realizar exhaustivas verificaciones de seguridad en todos los equipos utilizados para el transporte antes de que ocurra cada viaje para garantizar que todas las partes móviles del equipo estén en condiciones operativas y seguras. También es necesario que los empleados de la plataforma verifiquen las condiciones ambientales (mares, vientos, próximos eventos climáticos) antes de realizar cualquier transporte para que sepan si será seguro hacerlo.

Los empleadores son responsables de garantizar que todos los trabajadores implementen y sigan todos los procedimientos y protocolos de seguridad adecuados. Si un empleador no realiza las inspecciones de seguridad necesarias y garantiza la certificación adecuada de los empleados, puede resultar en que el empleador sea considerado responsable de cualquier accidente que ocurra.

Incluso si la lesión fue puramente un accidente y el empleador no era responsable, aún puede solicitar una indemnización por facturas médicas y salarios perdidos. Los empleadores deben tener un seguro de compensación para trabajadores solo para ese caso.

Para obtener más información sobre las opciones legales que tiene disponible, le recomendamos que se comunique con un abogado de accidentes Mark Artall especializado en alta mar. Esperamos servirle y ayudarle a obtener la compensación que se merece.

OBTENGA SU CONSULTA GRATUITA